Paella: un plato que nos alegra la vida

17 diciembre, 2019
Paella: un plato que nos alegra la vida

Hay muchas maneras de valorar si nuestra calidad de vida es alta, aceptable o insuficiente. Todo depende de varios factores y de la ponderación que le demos a cada uno de ellos. Pero lo que está claro en función de lo que cada vez más personas pensamos es que la comida es algo que juega un papel realmente importante en lo que tiene que ver con esa calidad de vida. Y no por la cantidad de comida que consumamos al día, sino más bien de la calidad de la misma. En eso, desde luego, los españoles tenemos grandes ventajas.

Nuestro país es conocido por varios de sus platos típicos, platos que hacen que hasta nuestras ciudades se acerquen personas de todo tipo y de diversas procedencias. La gastronomía de este país es uno de sus mayores reclamos y es este el motivo por el que la paella, el jamón o el vino constituyen una buena parte de la culpa del éxito de nuestro turismo, además de ser partes fundamentales de lo que catalogamos como calidad de vida. Las ventajas alimentarias de estos productos, además de su excelso sabor, hacen de ellos necesarios para la mayoría de este país.

En las líneas que siguen os vamos a hablar de la paella, sin duda el plato estrella de toda la costa valenciana pero que puede ser degustado en cualquier punto de nuestra geografía. Este es uno de los grandes alimentos de nuestra gastronomía por un elenco muy amplio de cuestiones y de lo que no cabe ninguna duda es de que todo aquel que viene a España lo hace intentando, entre otras cosas, degustar el sabor que proporciona para el paladar un plato como del que venimos hablando.

Un artículo que fue publicado en el portal web del diario ABC informaba de los platos de nuestra gastronomía que son los preferidos por los turistas. El jamón es el que copa la primera posición, pero la paella también forma parte de los platos de cabecera. Hay una cosa que, en este sentido, no deja de resultarnos curiosa: y es que los españoles estamos más o menos de acuerdo en esta clasificación que realizan los turistas. Y es que, para ellos y para nosotros, elementos como la paella o el jamón son una forma de hacer mejor su vida y de, por tanto, conseguir una mayor felicidad.

La paella es, más que una comida, toda una tradición en cada una de nuestras ciudades. Existe todo un protocolo en lo que tiene que ver con su preparación y también con su degustación. A algunos de los datos de ese protocolo que hemos mencionado hemos tenido acceso gracias a una noticia publicada en la página web del diario 20 Minutos. Y es que resulta curioso comprobar todas las cosas que rodean a un elemento como lo es la paella, cosas que muchos desconocemos y que tenemos que tener en cuenta a la hora de preparar y degustar este manjar.

La paella es uno de los platos clave para garantizar la calidad de vida de la gente. No cabe la menor duda de que esta, la alimentación, es una de las cuestiones que más valoramos a la hora de determinar si somos felices o no. Así nos lo han contado desde Paellas Gigantes Rossini, una entidad encargada de preparar este tipo de platos por encargo y que tiene un contacto directo con toda esa gente que ama la paella y que la considera realmente importante en su dieta alimentaria y en la consecución de una felicidad para la cual la alimentación es realmente importante.

Una pasión que crece 

Si algo podemos destacar de un plato como lo es la paella, es que la cantidad de personas que se sienten atraídas por ella sigue creciendo sin parar. Cada vez es superior la devoción que las personas sentimos hacia este producto tan típico de nuestra tierra y que tanto valoramos en España. Y esa es una gran ventaja porque, como ya hemos comentado, son muchos los beneficios de tener en nuestra dieta una composición como esta. Es un producto rico y saludable para todo tipo de personas y no cabe la menor duda de que esa es la mejor noticia que nos puede dar la paella de cara a garantizar nuestra felicidad.

Estamos plenamente seguros de que va a seguir creciendo el número de adeptos a un producto como lo es la paella. Desde luego, está claro que la gente la considera como una pieza angular a la hora de garantizar alegría, felicidad y también, como hemos visto, salud. Por lo tanto, tenemos argumentos más que de sobra para afirmar que la reputación de la paella española va a seguir estando por las nubes, tal y como lo ha estado siempre. Es evidente que se lo ha ganado a pulso y que ese título honorífico es más que merecido.