¿Por qué aprender a tocar el piano?

El piano es el instrumento musical más popular del mundo. Pero, ¿por qué tanta gente, niños y adultos, aprenden a tocar el piano? ¿Por qué es tan popular el piano? Incluso algunos pianistas no lo han pensado conscientemente. Entonces, ¿por qué aprender piano? A continuación, indicamos las principales ventajas que existen por aprender a tocar el piano.

El instrumento musical más popular del mundo

El piano está en la parte superior de la mayoría de las estadísticas sobre los instrumentos musicales más tocados. ¡En 1er lugar por delante de todos los demás instrumentos! En las escuelas de música, tal y cómo nos indican la profesional Kristina Kryzanovskaya, el piano es el instrumento más comúnmente enseñado antes de la guitarra.

Aprender a tocar el piano de adulto: ventajas de tocar el piano

Los adultos en particular están muy a menudo interesados en las ventajas bastante racionales además de razones emocionales que se adquieren por aprender a tocar el piano. Estas son principalmente:

1. El piano es un instrumento todoterreno: aprendes melodía, armonías, bajo y ritmo.

En el piano puedes tocar muchas voces al mismo tiempo. Apenas hay límites para la polifonía. La melodía, el bajo, las armonías e incluso el ritmo: el piano ofrece todo esto al mismo tiempo, ¡puede ser implementado por una sola persona!

Con el piano polifacético entrenas una gama increíblemente amplia, que te lleva musicalmente a todos los niveles inmensamente. Pensemos en otros instrumentos: Con una trompeta, como con otros instrumentos melódicos, te dedicas principalmente a la melodía. Con un contrabajo, lógicamente te concentras en el bajo.

¡Todo es importante con el piano! Te ocupas de la melodía, incluidos los adornos, y del diseño armonioso. El bajo y el ritmo también encuentran su lugar en el teclado.

Si te ocupas de toda la música tú mismo, ¡aprendes mucho! Es como un negocio en el que manejas toda la tienda por tu cuenta. Esto puede sonar como una gran tarea al principio, pero creces en ella. ¡Esto es increíblemente instructivo y también muy divertido!

2. Te puedes relajar y divertirte a la vez

Tocar el piano regularmente enriquece tu vida ya que presionar las muchas teclas es simplemente divertido. Poder tener las manos sueltas y relajadas son lo mejor para tocar el piano. Esto es realmente motivo de alegría. Si te sientes bien, ¡lo estás haciendo bien!

Con una postura cómoda de manos y cuerpo, te sientes relajado al piano y haces música. No te quedas sin aliento o tensión en los labios como con algunos instrumentos de viento. Tu mano no tiene calambres y las yemas de tus dedos no se usan en exceso como con algunos instrumentos de cuerda.

3. Siempre listo para tocar sin esfuerzo de montaje y desmontaje

Un piano siempre está listo para tocar. Así que no tienes que desempaquetar nada aquí, no sintonizar cada vez o limpiar y guardar de nuevo cada vez que quieras tocarlo.

Puedes comenzar a tocar inmediatamente y detenerte espontáneamente sin más esfuerzo. El movimiento máximo que harás es la apertura y cierre de la solapa de la llave.

Si lo deseas, como con cualquier otro mueble, puedes limpiarlo ocasionalmente con un plumero. En tu vida cotidiana esto se agradecerá.

4. Garantiza la máxima flexibilidad en géneros musicales y tipos de grupos musicales

El piano es maravillosamente adecuado para todos los géneros musicales. La gente ha disfrutado de la música clásica de piano durante varios siglos. Pero el piano también se ha convertido en una parte integral del jazz. Incluso para la música pop y rock, el piano es un gran enriquecimiento.

Ya sea piano puro, acompañamiento para otro instrumento o a un cantante, como un dúo de piano o un concierto para piano con una gran orquesta. Además, en un trío de jazz o como instrumento de acompañamiento con solo ocasional en una banda de cualquier género musical: ¡El sonido de un piano es atemporal y casi siempre encaja!

5. Entrenamiento cerebral potente para todas las edades

Aprender a tocar el piano te desafía y te lleva más lejos de muchas maneras. Cuando aprendes a tocar el piano, aprendes mucho más que un instrumento. O una pieza musical específica.

Mejoras tus habilidades motoras y coordinativas, tu concentración y el procesamiento de señales auditivas. Al tocar el piano, muchas áreas cerebrales diferentes se activan y se conectan mejor. ¡Así que aprender a tocar el piano es un gran entrenamiento cerebral para niños, adultos y ancianos! Especialmente en niños y ancianos, es una gran terapia.

6: Promueve tu inteligencia y memoria

Nos quedamos en la misma área temática. Porque al tocar el piano también trabajas en tu memoria e incluso en tu inteligencia.

Aprender una pieza de piano de memoria requiere una cierta cantidad de memoria. Este recuerdo es mental pero también físico (especialmente los dedos).

Se ha demostrado que tocar el piano promueve las habilidades intelectuales.

Tocar el piano es gimnasia mental. El juego regular le permite fortalecer continuamente su capacidad cognitiva y memoria. La música reproduce el cerebro de una manera estructurada e incluso se dice que resiste el Alzheimer.

Según un estudio, los músicos incluso tienen más masa cerebral gris que los mortales normales.

Otros científicos también enfatizan que el piano (y la música en general) es la actividad que más desafía al cerebro. El profesor de piano también promueve la inteligencia de su alumno.

7. Promueve el desarrollo del lenguaje en los más pequeños

Los estudios han demostrado que tocar el piano puede promover las habilidades cognitivas y lingüísticas en los niños pequeños.

Esto es de alguna manera comprensible, porque ¿no es la música también un lenguaje en sí mismo? ¿No es el solfeo «el lenguaje de la música»?

Tocar el piano generalmente tiene muy buenos efectos en el desarrollo de los niños: varios estudios muestran que los niños que toman clases regulares de música son más seguros, socialmente competentes y receptivos.

La creación regular de música promueve la inteligencia espacial en los niños, una inteligencia parcial que es indispensable para la comprensión de las matemáticas y la física.

8. Lógica de ventaja: La estructura del teclado

Un teclado está muy claramente construido a partir de teclas blancas y negras. Las teclas negras forman un esquema claramente reconocible con un grupo de dos y un grupo de tres, que se repite en cada octava.

Va de izquierda a derecha siempre a la siguiente nota más alta. Uno por uno. Con esta disposición extraordinariamente lógica de las teclas, todas las notas disponibles están justo frente a ti. Hay un botón para cada tono. Las distancias entre los tonos, como los pasos de semitonos y tonos completos, se pueden reconocer fácilmente en el teclado.

En términos de lógica, el piano no puede ser superado por ningún otro instrumento. Así que puedes ahorrarte con confianza los gráficos de digitación. Esto se aplica no solo a las notas individuales, sino también a los acordes. Solo tienes que aprender al principio qué significan los símbolos de acordes.

No es por nada que el teclado es utilizado a menudo por músicos de cualquier instrumento para obtener una visión general y para comprender mejor las escalas, acordes u otras cuestiones teóricas musicales.

Además, el conocimiento de las teclas blancas y negras también es extremadamente útil para ti con respecto a otros instrumentos. Por ejemplo, en el órgano, en el acordeón o en una melódica. E incluso con xilófonos te encuentras con el esquema del teclado.

9. Existen muchas variedades de pianos

Los pianos modernos de hoy en día tienen 88 teclas. Con 52 teclas blancas y 36 negras en 7 1/4 octavas, ¡el piano le ofrece un rango extremadamente cómodo! Cuando te sientas al piano, va desde el extremo izquierdo en las notas más bajas en pasos de semitono de una tecla a la siguiente a las notas altas en el extremo derecho.

Y lo bueno de esto es que todos los sonidos responden igual de bien. Uno de los tonos graves más bajos se reproduce tan fácilmente como una nota alta en los agudos. Cuando piensas en otros instrumentos, esto no es de ninguna manera evidente.

Por ejemplo, con un instrumento de viento como el saxofón, es claramente más cómodo en el medio. Las notas muy bajas y muy altas, por otro lado, son un desafío. En el piano, presionas la tecla de una nota, sin importar cuán alta o baja sea, y llega una nota.

Estéticamente, existen los pianos de cola y los de caja. También puedes optar por electrónicos. En cuestión de materiales, desde la clásica madera hasta el mármol o piedra en los más raros modelos. En cuanto a precios, dispares, desde asequibles hasta ediciones de lujo.

10. Desarrollar mejores habilidades motoras finas

Tocar el piano mejora la motricidad fina y la coordinación. Tocar el piano es una actuación de cuerpo completo.

Cada estudiante de piano sabe lo importante que es la postura al tocar el piano, especialmente la posición de la espalda y los brazos.

Lo que es indispensable para todo pianista y requiere mucho trabajo es, por supuesto, la coordinación de los movimientos de las dos manos y su independencia.

Resumen: ¿Por qué aprender a tocar el piano? ¿Qué ventajas te ofrece tocar el piano?

Aquellos que aprenden el piano optan por un instrumento musical grande e increíblemente diverso, que es la primera opción entre todos los instrumentos musicales para muchas personas en todo el mundo. ¡Los botones blanco y negro están frente a ti en orden lógico y te invitan a presionar!

Y si tienes un poco de paciencia, pronto disfrutarás de tu progreso, interiorizarás secuencias de movimiento, entrenarás tu oído y musicalidad y finalmente disfrutarás cada vez más de tu propia música.

Mantenete conectado
Artículos mas comentados
Artículos relacionados